domingo, 22 de marzo de 2015

Luis Suárez. Puñalada.

La puñalada la pegó Luis Suárez, cuando el Barça sentía la hierba en la rodilla. Comenzó marcando de falta, pero el Madrid no le perdió la cara. Al revés, se hizo con el control del balón, llevó la iniciativa, sacó de punto al Barça. Empató. Tras el descanso, la misma línea de guión. Tanto que el Madrid no parecía creer lo que leía. Como que le bajó la tensión; como que se fue a por un vinito para seguir leyendo tranquilo. Y entonces... el pase cruzado de Alves y los tres gestos técnicos perfectos de Luis Suárez. 2-1.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

gracias por leer. comenta lo que quieras. intenta no insultar, es desagradable.